Caricia del tiempo en cada surco de la mente clara

Caricia del tiempo en cada surco de la mente clara

Caricia del tiempo en cada surco de la mente clara

 

©Victoria Lucía Aristizábal Caricia del tiempo

Caricia del tiempo en cada surco de la mente clara

Del alma me siento sembradora

en la amplitud que tiene la parcela

en cada surco de la mente clara

y mientras me siento soñadora

no dejo de escribir ante una vela

que me alarga la vida o me la para.

 

Tengo un ritmo que debe vincularse

me lo dice la comunión y el canto

cuando se vuelve cálido el mensaje

y con la emoción que al expresarse

en soledad la siento con su encanto

que se manifiesta en prolijo paisaje.

 

Las voces del tiempo son genuinas

con la profundidad y la belleza

que se ajustan a ti como mi amante

hablándome con palabras tan divinas

que suenan a virilidad y gentileza

lenguaje a la pasión de detonante.

 

Y aunque pensaba en el amor y olvido

como un decreto que me da la mente

como si de una sentencia se tratara

más el corazón me ha enmudecido

porque te encuentro tan coincidente

que no hay un amor que se equipara.

 

Y quiero resucitarlo muy profundo

como nos resucita el roce de una mano

o el beso que en la boca merodea

como en torno a mi hoy en mi mundo

pienso que vivir no ha sido en vano

cuando el amor regresa y me recrea.

Autora : Dra. Victoria Lucía Aristizabal

 

Remanso del alma

En el remanso del alma
Donde dormita el recuerdo
El Niño Jesús da calma
Cuando hay un buen acuerdo

Mi mano toma su mano,
En la cunita que tengo;
Mis labios le cantan nanas,
Un arrullo que lo duerma

Le busco de día y de noche,
Como amigo y compañero,
Cuando en mi almohada vacía
Me da valor si yo temo

Y pongo blancas almohadas,
Para que llegue a mi sueño,
Y en mi revoltijo de sábanas
Las arruguitas de encuentro

Mi noche fluye tranquila
Como un río de silencio;
Tengo una gran catarata
De emociones que ya siento

Y sueño en un gran Natal
Con la gente y sus valores
Jugando con La Virgencita
Con los ángeles y pastores

Y Su voz es un remanso
La de La Virgen tan tierna
Como la de mi mami que goza
Si ve que soy niño bueno

Y al despertarme del sueño
Siento paz en mi interior
Una profunda alegría
Porque con Dios soy mejor.

Autora : Dra. Victoria Lucía Aristizabal

Silvita

Diseñadora, Casada, dedico mi sitio a preservar el Arte y la Cultura Infantil, A la memoria de mi sobrina Laura Ambrosio Battistel. Material uso escolar y docente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *